Hongos de la piel en el perro

Los hongos de la piel (dermatofitos) pueden crecer en la piel, el pelo y las garras. El hongo penetra en el tejido a través de pequeñas lesiones y se propaga. Sin embargo, no siempre se produce un brote de la enfermedad, ya que el sistema inmunitario del organismo suele combatir eficazmente el hongo.
Hund schläft auf Sofa

Los llamados animales portadores albergan este hongo sin ningún síntoma, pero actúan como su transmisor. El dermatofito más frecuente en los perros es, con mucho, Microsporum canis, siendo Trichophyton spp. el segundo en frecuencia.

Complejo piel y pelaje para perros
Doppelherz für Tiere
Complejo piel y pelaje para perros
Bocados deliciosos y saludables
  • Para el mantenimiento de la función dérmica en caso de dermatosis y pérdida excesiva de pelo.
  • Contiene importantes ácidos grasos omega-3 y omega-6
  • Además, con levadura de cerveza, cinc, biotina y cobre, así como vitaminas B, E y A
  • Alimento complementario en forma de sabrosos bocados

 

¿Cómo se reconocen los hongos cutáneos en los perros?

La cabeza, las orejas y las extremidades son las más afectadas. Se produce alopecia, a veces con enrojecimiento, caspa y costras. Puede aparecer picor. Algunas cepas de hongos son visibles con una luz especial y, en el caso de una infestación intensa, las esporas de hongos son detectables bajo el microscopio. Un cultivo fúngico permite diferenciar el tipo de hongo al cabo de aproximadamente 4 semanas. Los hongos también son detectables en las biopsias cutáneas. Si hay signos indicativos de un hongo cutáneo, tenga precaución, porque: los dermatofitos también se pueden transmitir a otros animales e incluso a los humanos.

Métodos de tratamiento de los hongos de la piel

El tratamiento de una infección cutánea fúngica es muy laborioso. No solo el animal, sino también todos los objetos con los que haya podido estar en contacto, se deberán tratar a fondo varias veces para garantizar una desinfección completa. En concreto, se trata de todos los objetos de todos los espacios (¡incluido el coche!) a los que el animal tenía acceso. Si a su mascota se le ha diagnosticado una infección fúngica, el tratamiento debe realizarlo siempre un veterinario. Él también puede darle consejos sobre cómo desinfectar los objetos afectados.